Europa

  • Un recorrido por el desconocido Gales

    Gales es un país pequeño, acogedor y con una gran riqueza natural. Numerosos castillos, 3 Parques Nacionales y preciosos pueblos tanto interiores como costeros hacen de este pequeño país un destino maravilloso. En este viaje hicimos un recorrido por sus principales puntos e interés y tuvimos tiempo para hacer alguna pequeña ruta de senderismo para conocer más de cerca sus atractivos naturales.
  • Recorremos Holanda más allá de Amsterdam

    Recorremos la parte más desconocida de Holanda, con sus pequeños pueblos y verdes paisajes, descubriendo un buen número de esos lugares más desconocidos y nos quedamos maravillados de los tesoros que esconde este pequeño país.
  • Pueblos medievales, castillos y el valle del Dordoña en el Perigord negro

    El Perigord Negro es una maravillosa región francesa situada al oeste de Burdeos. Es una región de pueblos medievales, castillos, ríos y preciosos paisajes. Su capital es la maravillosa población de Sarlat-la-Canéda, un pueblo – no llega a ser ciudad por su tamaño – con un centro  histórico de los más bonitos de toda Francia, lo  cual es mucho  decir.
  • Highlands escocesas: en los confines de Europa

    Un recorrido por las Highlands escocesas y las islas Hébridas, un verdadero paraíso natural donde puedes disfrutar de inmensas regiones de naturaleza indómita apenas habitado por el hombre. Montañas, lagos, playas paradisíacas y otros paisajes de ensueño.
  • Los Alpes suizos: un destino de altura

    La montaña suiza esta increíblemente acondicionada para el visitante. Hay numerosos teleféricos y trenes cremallera a lo largo y ancho del país que facilitan la llegada a lugares bastante inaccesibles y verdaderas joyas naturales. Y además de la naturaleza, hay infinidad de pueblos y ciudades de postal, aunque en este viaje nos centramos en la riqueza natural.
  • Estocolmo: entre islas y canales

    Estocolmo está construida sobre 14 islas con numerosos puentes que las comunican. Esto unido a un cuidado diseño urbano, sin apenas rascacielos, hace que constituya un paisaje urbano realmente bonito, mezclando naturaleza y ciudad.